lunes, 24 de noviembre de 2014

Ginger cookies



Hoy, 24 de noviembre, quedando un mes para Nochebuena activo el modo Navidad. Como cada año publicaré cuatro propuestas, tanto dulces, como saladas, para celebrar estas fechas. Los que me seguís desde hace casi cuatro años, sabéis que las Navidades significan mucho para mí y no voy a repetir lo que siempre digo porque si no os termino cansando. Pero lo que sí voy a repetir es que son mis fiestas favoritas y que, como en casi todas las fiestas, todo gira en torno a una mesa repleta de comida... e igual de divertido que es reunirse en familia para comer todo lo que haya en la mesa, puede ser el reunirse en la cocina para preparar toda esa comida. Y, como muestra, os dejo la receta de las célebres Galletas de Gengibre (Ginger Cookies), tradicionales de las Navidades americanas o, en otra versión (Speculoos), del centro y norte de Europa, que hemos hecho entre mis hijas y yo. En concreto ellas hicieron los renos y los árboles de Navidad... y luego se comieron todo (y soplaron las velas de las fotos cantando el cumpleaños feliz, ¡vaya mezcla!).

 
Durante las próximas cuatro semanas veréis en cada entrada y en el lateral de blog nuestra imagen de Navidad en la que pinchando podréis ver todas las recetas de Navidad que están en el blog.

http://www.elpastelitovaliente.blogspot.com.es/search/label/Navidad


Ginger Cookies








- 450 de harina tamizada.
- 100 gramos de azúcar moscabado (o moreno si no lo encontramos, pero lo pulverizaremos con un molinillo)
- 200 gr de mantequilla a temperatura ambiente.
- 75 gramos de miel de caña.
- 1 huevo batido pequeño.
- 2 cucharaditas de canela.
- 1 cucharadita de nuez moscada en polvo.
- 1 cucharadita de jengibre en polvo.
- 1 pizca de pimienta molida.

Preparación:
Mezclamos el azúcar con las especias y la mantequilla y batimos bien. Añadimos el miel  y el huevo y batimos, añadimos la harina previamente tamizada poco a poco y mezclamos muy bien. Si necesitamos más harina la añadiremos poco a poco, cucharada a cucharada (la masa estará cuando no se nos pegue en las manos o, si lo hacemos con un robot, cuando se despegue de las paredes del bol). estiramos la masa entre dos papeles de hornear y dejamos enfriar al menos una hora. Precalentamos el horno a 180º. Cortamos las galletas y horneamos 10-12 minutos, las sacamos y las dejamos enfriar sobre una rejilla.

Nota: Podemos decorarlas o no. En mi caso las he decorado con un poco de glasa blanca, pero se pueden decorara de cualquier manera o dejarlas sin nada que están buenísimas.

 
 

sábado, 15 de noviembre de 2014

Chocolate Bundt Cake (sin huevo).



El año pasado publicamos, por el National Bundt Cake Day, un Chocolate Bundt Cake de esos que quitan el sentido de lo buenísimo que está. Este año me he decidido por otro de chocolate, pero especial, ya que lo hice para un niño alérgico al huevo. Lo puse, junto con la Pumpkin Naked Cake en el cumpleaños de mi hija y fue un éxito total. Todo el que lo probó me habló de lo jugoso que estaba y no se podían creer que no llevara huevo. No os engaño, es uno de los bizcochos más jugosos que he probado nunca y, encima, hecho en el molde Heritage que, sin duda, es mi favorito (y eso que tengo tres moldes bundt de Nordic Ware) y el que más uso para mis entradas y recetas... Aunque, en cualquier molde Bundt de Nordic Ware, hasta el bizcocho más simple queda espectacular ¿o no?


Este año, Bea y Mara de I Love Bundt Cakes, celebraban este día, participo junto a ellas en otro reto creado por mí y por otras compañeras mes a mes y, no quería faltar a esta cita creada por ellas y tampoco podía dejar de felicitarlas por este maravilloso blog que han creado juntas y las fantásticas recetas que nos están dejando en él.
 

Chocolate Bundt Cake (sin huevo)





 - 400 gr de harina.
-  300 gr de azúcar.
- 1 sobre de levadura Royal
- 2 cucharaditas de bicarbonato.
- 80 gr de cacao Valor en polvo.
- 250 gr de leche.
- 250 gr de agua.
- 180 gr de aceite de girasol.
Precalentamos el horno a 200º. Ponemos  en un bol los ingredientes secos menos el cacao (la harina, el azúcar, la levadura y el bicarbonato), y mezclamos bien. En un cuenco aparte, mezclamos los ingredientes húmedos (la leche, el agua y el aceite de girasol).Echamos la mezcla de ingredientes húmedos a los ingredientes secos y batimos bien. Por último, incorporamos el cacao y volveremos a mezclar. Engrasamos nuestro molde bundt previamente engrasado y horneamos 40-45 minutos o hasta que pinchando con un palito de brocheta este salga limpio. Dejaremos enfriar bien antes de desmoldar.
Nota: Fuente "Mi dulce tentación" .

lunes, 10 de noviembre de 2014

Pumpkin naked cake



Este mes llego tarde a nuestra cita mensual de los retos "Qué rico, mamá". Pero esta tardanza se ha debido a una causa de fuerza mayor: Celebrara el cumpleaños de mi hija mayor el día 8, y como somos de los que lo hacemos en casa y preparamos hasta el último detalle, no tenía tiempo de redactar la entrada para el día antes y más cuando la tarta de cumpleaños era la protagonista de este post.
Esta vez el reto lo propuso Terenya, del blog "By Terenia" y consistía en elaborar una receta con frutas o verduras de otoño. Yo me decidí por la calabaza, para empezar porque me gusta mucho utilizarla en repostería y, segundo, porque tenía claro que esta tarta iba a ser la del cumple de mi hija.
Si queréis ver las propuestas de todas mis compañeras, sólo tenéis que ir al blog "Qué rico, mamá" dónde se publican mes a mes cada una de las propuestas que hemos ido realizando.


De esta tarta de calabaza os puedo decir que es de las mejores que he hecho y no es sólo que yo lo piense sino que, cuando todas las madres te piden la receta es porque es así ¿o no?




Pumpkin naked cake






- 400 gr. harina de trigo todo uso.
- 150 gr. azúcar blanquilla (normal, la de toda la vida).

- 175 gr de azúcar moreno.
- 2 cucharaditas de levadura Royal.
- 2 cucharaditas bicarbonato sódico.
- 3/4 cucharadita sal.
- 1 cucharada canela.
- 2 cucharaditas jengibre en polvo.
- 2 cucharaditas de nuez moscada.

- 425 gr. puré de calabaza.
- 5 huevos XL.
- 290 ml. de aceite.


Precalentamos el horno a 160º. Preparamos y engrasamos tres moldes desmoldables de 15 cm. Tamizamos los ingredientes secos (harina, especias y levadura .
Mezclar el puré de calabaza con los azúcares. Añadir el aceite y seguir batiendo. Añadir los huevos batidos uno a uno. A continuación añadir los ingredientes secos en dos veces, mezclando hasta que estén integrados (no debemos pasarnos en el batido si no el bizcocho se quedará duro).
Verter la mezcla en los moldes y hornear durante 25 minutos a 160º.

Para la cobertura de nata y queso:

- 500 ml de nata.
- 200 mg de queso crema.
- 30 g de mantequilla a temperatura ambiente (optativo).
Batir la nata con el azúcar hasta que se monte. Añadir el queso crema y la mantequilla y seguir batiendo uno o dos minutos a velocidad alta.

Para montarla pondremos un bizcochos y una capa de cobertura sucesivamente hasta que terminemos con una capa de cobertura.  Decoraremos como queramos, en mi caso una calabaza de fondant.
Precalentamos el horno a 180º
Batimos la nata, los huevos y el azúcar con unas varillas(3 o 4 minutos). tamizamos la harina junto a la canela, la levadura y la pizca de sal y lo integramos a la mezcla anterior. Engrasamos un molde redondo y vertemos la mezcla. Horneamos 30-35 minutos a 180º.